Consolidación del e-Gobierno en México

La adaptación hacia una nueva era tecnológica e informática ha permitido la consolidación del e-Gobierno en el mundo, a partir de los acontecimientos derivados de la pandemia SARS-CoV-2.

Para la ONU el E-gobierno se compone “… de tres dimensiones importantes…: prestación de servicios en línea, conectividad de telecomunicaciones y capacidad humana”.

La Organización de Estados Americanos (OEA), define al Gobierno Electrónico como “la aplicación de las tecnologías de la información y la comunicación al funcionamiento del sector público, con el objetivo de brindar mejores servicios al ciudadano e incrementar la eficiencia, la transparencia y la participación ciudadana”.

Desde 2001, las Naciones Unidas (ONU) han venido desarrollando una encuesta sobre e-gobierno, la cual señala el Índice de Desarrollo del Gobierno Electrónico (EGDI) de los países miembros. El gobierno electrónico se ha desarrollado a nivel mundial para eficientar acciones de los gobiernos con el uso de las tecnologías de la información (TIC´s).

En la Encuesta 2020, el EGDI posiciona a México en el lugar 61 de 193 países. Uruguay es el país de la región de Latinoamérica mejor ubicado con el lugar número 26, seguido de Argentina, Chile, Brasil y Costa Rica. En México desde el sexenio de Ernesto Zedillo se implementaron los programas de Modernización de la Administración Pública y el de Desarrollo Informático. Su objetivo fue modernizar los servicios públicos, logrando la red satelital de televisión educativa y el sistema electrónico de contrataciones gubernamentales (COMPRANET).

Con el Presidente Vicente Fox, se tuvieron avances fundamentalmente en la disponibilidad de trámites y servicios en línea y construcción de infraestructura tecnológica. Por su parte, el gobierno de Felipe Calderón definió su estrategia digital como la estrategia de “las tres C”: Cobertura, Competencia y Convergencia tecnológica. Buscó contar con una gestión pública más efectiva y dinámica mediante la regulación del gobierno electrónico y la reducción de la brecha digital en el acceso a las TIC´s por parte de la sociedad mexicana. La Estrategia Digital Nacional del expresidente Enrique Peña, tuvo cinco objetivos centrales:

  1. Transformación gubernamental: nueva relación entre sociedad y gobierno por el uso de servicios públicos.
  2. Economía digital: mercado de bienes y servicios digitales.
  3. Educación de calidad: uso de las TIC´s en el sistema educativo nacional.
  4. Salud universal y efectiva: uso de las TIC´s para facilitar y aumentar la cobertura de los servicios de salud.
  5. Seguridad ciudadana: aplicaciones digitales para prevenir la violencia y potenciar la innovación cívica.

En el Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 y su Anexo no se vislumbra ni define una Estrategia Digital para impulsar el gobierno electrónico, únicamente se señala que “se promoverá el uso de tecnologías de la información y la comunicación para impulsar que la transparencia y la rendición de cuentas democrática sea simple, eficiente y expedita”.

En febrero de 2020, el Coordinador de la Estrategia Digital del gobierno del Presidente López Obrador, Carlos Emiliano Calderón Mercado, presentó las acciones en materia de “gobierno electrónico”, las cuales incluye el fomento al desarrollo de aplicaciones, lograr autonomía en tecnología, no requerir trámites y documentos que ya posee el gobierno federal y lograr la eficiencia económica.

La consolidación del e-Gobierno en México se ha convertido en un tema prioritario por el cambio vertiginoso de las actividades rutinarias e indicaciones emitidas por las autoridades sanitarias, como el #QuédateEnCasa. Lo anterior, ocasionó que las actividades públicas, académicas, laborales, económicas, sociales y privadas dieran un giro de ciento ochenta grados.

El gobierno ha tenido que dar pasos acelerados en la consolidación de la digitalización de la administración y la gestión pública. Cada vez son más las actividades que, las dependencias de los tres órdenes de gobierno, han tenido que implementar de manera digital para no parar en la atención y prestación de servicios.

Sin duda hay muchas áreas de oportunidad que se debe subsanar en materia de e-Gobierno. Hay un sinfín de retos y obstáculos para su consolidación, y corresponde a sociedad y gobierno trabajar en conjunto para solucionarlos.

Con información de:

Visita También
Close
Back to top button