Mientras policías de Zacatecas “echan arrancones” con patrullas, delincuencia deja cuerpos colgados

(LeMexico) – Esta semana Zacatecas ha dado de qué hablar a causa de sucesos antagónicos: mientras que en Río Grande policías municipales fueron captados, en horas de servicio, realizando “arrancones” con las patrullas de la corporación –ya fueron separados de sus cargos-, en Loreto, Fresnillo y Ciudad Cuauhtémoc varios cuerpos fueron hallados colgados de puentes y árboles.

Arrancones con patrullas de la corporación

En redes sociales se viralizó esta semana un video que muestra a dos patrullas de la policía municipal de Río Grande llevando a cabo “arrancones” en un tramo carretero. Tras la difusión, el alcalde de ese municipio, Mario Córdova, reprobó dichas prácticas y aseguró que actuarán conforme a la ley en contra de los policías participantes.

Y así sucedió, pues de acuerdo con Milenio, dos policías de Río Grande fueron separados de sus cargos por estos hechos. Además, se investiga si otros uniformados intervinieron en estos arrancones como incitadores.

Cuerpos colgados y tirados en el pavimento

Por otra parte, esta semana también trascendió que en los municipios de Fresnillo y Ciudad Cuauhtémoc fueron encontrados más de una decena de cuerpos colgados de puentes y árboles, y algunos más sobre la carpeta asfáltica.

El domingo 14 de noviembre fueron hallados a un costado de la carretera federal, entre los límites de Zacatecas y Aguascalientes, los cadáveres del director de la policía municipal de Loreto y dos de sus agentes, quienes habían sido privados de su libertad la madrugada del domingo 8 de noviembre por parte de hombres armados.

A su vez, ese mismo día, se encontraron los cadáveres de tres hombres colgados de un árbol en la entrada de la comunidad de San Marcos, en el municipio de Loreto. Junto a los cuerpos, se encontró una lona con un mensaje firmado por un grupo del crimen organizado.

En tanto que este lunes, en Fresnillo, se reportó el hallazgo de tres cuerpos -dos de ellos colgados y uno más sobre el pavimento- en un puente peatonal ubicado sobre la carretera federal 23, que conecta con el municipio de Jerez. De la misma manera, el día de ayer, en el municipio de Ciudad Cuauhtémoc, se localizaron a nueve cuerpos colgados en un puente de la carretera federal 45, con dirección a Luis Moya, y uno más se halló sobre la cinta asfáltica.

Por estos hechos, las autoridades de Zacatecas informaron que abrirán carpetas de investigaciones y desplegarán operativos para dar con los responsables.

Sin embargo, aunque estos dos sucesos mencionados no tengan relación entre sí, muestran una parte de la realidad que vive aquel estado, mismo que forma parte de las nueve entidades cuyas cifras de homicidio doloso rebasan las mil personas, de acuerdo con el último informe de seguridad del gobierno federal. Lo anterior, a causa de los ya constantes enfrentamientos de integrantes de los cárteles de Sinaloa, del Golfo y del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG).

Asimismo, Fresnillo, uno de los municipios calificados con mayor incidencia en este delito, ha sido considerada por el 96% de sus habitantes como una de las ciudades más inseguras del país, esto según la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana del Inegi de julio de este año.

Mientras tanto, ante una alarmante cifra de homicidios de elementos policiacos de diversas corporaciones -35 en lo que va del año-, en municipios como Loreto, integrantes de la policía municipal han decidido renunciar, cuando son los mismos que debieran encargarse de minimizar este delito.

Back to top button