¿Cuántos años cumplen los chiles en nogada este 2021?

(LeMexico) – Los chiles en nogada, uno de los platillos más emblemáticos de la cocina mexicana y considerado el primero del México independiente, cumplen supuestamente 200 años este 2021.

Esto se debe a que, según la historia, fueron elaborados para Agustín de Iturbide durante su paso por Puebla, días antes de la consumación de la Independencia, en 1821. Sin embargo, ¿sabes desde hace cuánto tiempo se preparaban? Aquí te contamos.

¿Qué son?

Los chiles en nogada, platillo mexicano por excelencia, consiste en un chile poblano relleno de carne -de res o puerco-, mezclado con fruta y bañado en una cremosa salsa de nuez de castilla -“nogada“-, decorado con granos de granada roja y perejil. Su decoración recuerda a los colores de nuestra bandera, cuyos tonos se remontan al estandarte del Ejército Trigarante de Iturbide.

La receta original de este platillo barroco nadie la tiene, mas la misma ha pasado de generación en generación y, por lo mismo, cada familia o en cada región del país se le da un toque especial. No obstante, debido a la combinación de sabores de los frutos de la temporada, miles de personas esperan con ansias las fechas patrias para degustar de tan inigualable manjar.

Orígenes

Existen algunas historias que remontan el origen de los chiles en nogada, la más conocida es la de las monjas agustinas del convento de Santa Mónica en Puebla, a quienes se les considera las creadoras de este platillo, elaborado para el general Agustín de Iturbide, con motivo de su santoral y de su paso por Puebla.

Dicha historia narra que el 28 de agosto de 1821, día de San Agustín, Iturbide, junto con el Ejército Trigarante, entró a la ciudad de Puebla, por lo que fue recibido con arcos triunfales y alfombras de flores. Luego de una ceremonia religiosa, Agustín de Iturbide fue invitado a un gran banquete en el Palacio Episcopal, donde se le sirvieron 14 platillos de distintos conventos.

Uno de estos platos fue el de las monjas agustinas, quienes prepararon de postre para el futuro emperador, una receta que existía desde 1714 y que consistía en unos chiles rellenos de almendra, piñón, acitrón, durazno, pera, manzana y plátano macho, bañados en salsa de nuez.

Asimismo, las monjas decidieron adornar el platillo con las tonalidades de la bandera de las Tres Garantías, por lo que el verde fue representado por el chile y el perejil, el rojo con las semillas de la granada y el blanco con la nogada. Sin embargo, hay que aclarar que los chiles en nogada no fueron inventados para Iturbide, sino decorados para él.

Otra historia, descrita por el escritor Artemio de Valle Arizpe, cuenta que dentro del Ejército Trigarante había tres soldados cuyas novias vivían en Puebla. Estas últimas, emocionadas por su regreso a la ciudad, decidieron hacerles un platillo especial con los colores del ejército.

Por ello, cada una buscó un ingrediente de cada color y, para su preparación, decidieron no recurrir a algún recetario, sino que rezaron a la Virgen del Rosario y a San Pascual Bailón para que las iluminara, y terminaron elaborando este platillo tal y como se le conoce.

Una más, más apegada a registros históricos y arqueológicos, refiere que los chiles en nogada son un platillo creado mucho antes del nacimiento de Agustín de Iturbide -siendo que existen registros de la receta desde el siglo XVIII- y era servido como postre por su relleno dulce.

No importando su génesis, actualmente los chiles en nogada están considerados mundialmente como uno de los platos más finos de la cocina mexicana por su estética, apariencia y su gran sabor. Así que, si esta noche serás de los afortunados que consuma este platillo, desde la redacción de LeMexico te deseamos muy buen provecho.

Visita También
Close
Back to top button