Con el caso de la pequeña Alexa Yamileth se exigen penas más severas contra feminicidas

(LeMexico) – Alexa Yamileth a casi tres años del penoso suceso y su feminicida será condenado a 40 años de cárcel.

Alexa tenía un año y seis meses de edad. Era hija de Miriam, madre estilista que radicaba en León, Guanajuato. En agosto de 2018, Miriam inició una relación de noviazgo con Rodrigo. Él trabajaba como chofer para una empresa, también en León, y viajaba entre el estado de Guanajuato y Aguascalientes.

En declaraciones dadas a las autoridades, ambos dijeron que lo que le ocurrió a la niña fue un accidente que supuestamente sufrieron el 26 de septiembre de 2018, afirmando que la pequeña sufrió un accidente.

Sin embargo, la Fiscalía del Estado de Jalisco de inmediato tomó acción en el caso y señaló a Rodrigo como violador de Alexa. La necropsia reveló la verdad: múltiples hematomas distribuidos en toda la cabeza, columna vertebral cervical con fractura, la costilla derecha presentaba fracturas, el hígado presentaba estallamiento y la revisión ginecológica determinó que hubo violación anal.

El 02 de noviembre de 2018 Miriam y Rodrigo fueron detenidos. Estos agresores no habían sido sentenciados, debido a los estragos de la pandemia, aunado con innumerables fallas en el juzgado que no habían permitido concretar el caso.

Por consiguiente, la organización Voces de la Ausencia y la activista Frida Guerrera, fueron responsables de denunciar las irregularidades en el caso de la pequeña Alexa Yamileth, ejercer presión sobre las autoridades correspondientes y exhibir la apatía o negligencia de los responsables del caso a tres años del asesinato de la niña en octubre del 2018.

Hasta el 30 de agosto del 2021, Miriam Viridiana García Hernández y Rodrigo Rosas Gómez fueron sentenciados con apenas 40 años de cárcel.

Lamentablemente, todavía no se logra diferenciar las marcadas distinciones entre el homicidio y el feminicidio, lo que ha contribuido a un sentimiento de impunidad y que no existen agravantes contra los victimarios.

La realidad es que, a pesar del endurecimiento de las penas, esto no va a disminuir el alza de feminicidios. Se requiere de un mayor conocimiento y difusión de información veraz acerca de estos, cautivar y provocar un acto de empatía entre [email protected] para mitigar los mitos y falsos comunicados que solo agravan o provocan mayor desinterés en una sociedad tan machista como la mexicana.

Actuar para que no quede impune ningún asesinato de una mujer por el hecho de serlo.

Back to top button