Prioridades cuestionables en este regreso a clases

(LeMexico) – Estas son algunas desgarradoras cifras que presentan mayores y más profundos problemas que perder un año de clases.

Según varios medios gubernamentales y privados, los menores escolares tienen algunas otras prioridades en qué pensar en lugar de hacer tareas o si perderán el año o no. Por lo tanto, el Gobierno y las autoridades debieran dedicar más esfuerzos a erradicar e indemnizar estas situaciones tan terribles por las que muchos jóvenes y niños pasan en el país.

Fuera del daño en el proyecto de vida por deserción escolar en el que los números revelan más de 5.2 millones de estudiantes que abandonaron la escuela, también los niños, niñas y jóvenes padecen vulnerabilidad ante la violencia familiar, el incremento en homicidios y embarazos en menores de edad. Las cifras del Sistema de Estadísticas Continuas, DGPPyEE, SEP, enfatizan que 35.6 millones de alumnos están escolarizados en este ciclo escolar, lo que representa una reducción de 2.6% en educación básica, media superior 3.1% y educación superior 0.8%.

La violencia familiar registró máximos históricos. Los primeros seis meses del 2021 se registraron 129 mil 020 carpetas de investigación por violencia familiar; un aumento del 24%; 75.78% de las lesiones ocurrieron en el hogar, en más del 70% había algún parentesco con la víctima. Las niñas y adolescentes son las más violentadas (92.81%).

Los tipos de violencia se tipifican:

  • 37.85% violencia psicológica
  • 29.69% violencia sexual
  • 26.33% violencia física
  • 4.51% Abandono o negligencia
  • 1.63% violencia económica

La CONAPO reporta que más de mil bebés nacen al día de niñas y adolescentes. Los embarazos fueron por un amigo, familiar, desconocido o exnovio, en la mayoría por violaciones o matrimonios arreglados -así es, en México existen los matrimonios arreglados-. 4 de cada cien nacimientos provienen de niñas menores de 17 años. Las defunciones por embarazo, parto o puerperio en adolescentes mujeres de 15 a 17, ocupa el 6º lugar en motivos de muerte.

Desde hace tres años, se han registrado 4401 homicidios cometidos a menores. En 2020, la tercera causa de defunción en niños (146) y sexta en niñas (120) entre los 1-14 años fue el homicidio y la primera causa de defunción en adolescentes hombres (961) de entre 15 y17 años.

Los suicidios reportaron también una cifra récord con 1150 suicidios. Los suicidios de menores entre 10-14 años aumentaron 37%, y 12% en adolescentes mujeres entre 15 y 19 años. El pensamiento suicida en adolescentes aumentó de 5.1% a 6.9% de 2018 a 2020. La conducta suicida en adolescentes aumentó de 3.9% a 6.0% de 2018 a 2020.

En año y medio, las desapariciones de menores suben lastimosamente: 4,325 niñas y niños desaparecidos en México, 1 mil 470 niños (33.99%) y 2 mil 853 niñas (65.97%). La mayoría de estas presumiblemente víctimas de trata.

Con todo, abrir espacios públicos no mermará la violencia y vejaciones que sufren los alumnos, pues, incluso, en actuación educativa presencial, el número de estos casos era alto. Lo que hizo el encierro fue acelerarlo, la idea principal para combatirlo es una confrontación con la justicia directa contra los agresores de las víctimas.

Visita También
Close
Back to top button