Latinoamérica con Colombia, no frena el enfrentamiento entre policías y civiles

(LeMexico) – En Colombia hay conflictos entre policías y civiles que protestan por la propuesta de reforma tributaria, a pesar de que esta ha sido retirada del Congreso.

Las autoridades reportan al menos 19 muertes en seis días de protestas.

En la madrugada de lunes a martes, la policía abrió fuego contra manifestantes que protestaban contra el plan de reforma tributaria iniciado por el gobierno colombiano. La portavoz de la agencia, Marta Hurtado, explicó hoy a los medios de Ginebra que la oficina de Colombia está trabajando para verificar el número exacto de muertes y está tratando de determinar la causa del incidente de Cali.

“La policía abrió fuego durante la noche contra las manifestaciones que protestaban contra las reformas fiscales, matando e hiriendo a varias personas”.

Martha Hurtado, vocera de Derechos Humanos de la ONU

Aunque el presidente Iván Duque solicitó al Congreso la retirada del proyecto el domingo pasado, las protestas han ocurrido desde el 28 de abril y deberían culminar mañana, el 5 de mayo, con el llamado a una huelga masiva pacífica. De acuerdo información de la Oficina del Alto Comisionado, hasta ahora, la mayoría de las protestas han sido tranquilas y sin disturbios por parte de los civiles, pero el uso excesivo de la fuerza por parte del personal de seguridad tiene al país en estado de emergencia.

Llamar a la calma y promover una manifestación pacífica, ante la situación sumamente tensa, aunado al despliegue de soldados y policías para controlar las protestas, Hurtado llamó a la serenidad y recordó a las autoridades sudamericanas “su responsabilidad de proteger los derechos humanos, incluido el derecho a la vida y a la seguridad personal, y de facilitar el ejercicio del derecho a la libertad de reunión pacífica”.

Añadió el replantear y poner en práctica “los principios de legalidad, precaución, necesidad y proporcionalidad a la hora de vigilar las manifestaciones” y advirtió que “las armas de fuego sólo pueden utilizarse como último recurso ante una amenaza inminente de muerte o de lesiones graves”.

La protesta de Colombia contra la propuesta de reforma tributaria se transformó en una movilización nacional para erradicar la pobreza y la desigualdad, a lo que el gobierno colombiano respondió con represión, violencia extrema y asesinatos.

Ante la preocupante alza de violencia y el abuso del poder público para reprimir las protestas sociales, es urgente que el gobierno colombiano respete los derechos humanos de los manifestantes y establezca un espacio democrático donde puedan participar sin ser sometidos a agresiones físicas y expresarse ampliamente.

Desde la facilidad que me brinda el equipo de LeMexico para expresarme sin filtros ni censura, me uno al paro y solicito detener la fuerza brutal de las autoridades policíacas.

#FuerzaColombia

Visita También
Close
Back to top button